Make your own free website on Tripod.com

      

Historia del Shih Tzu

Chinese Lions

La antiguedad del Shih Tzu data de 1000 A.C. descendiendo del origen tibetano. La historia del "perro león" tibetano está entrelazada con la doctrina del Budismo, el cual tiene su origen en India. El león fue estrechamente asociado con el Budismo, pero el león no fue natural de China, por esto el chino y el Lamas tibetano criaron a sus perros para que se asemejen a los leones. El Shih Tzu (cuyo nombre significa león), pudo haber sido la variedad más antigua y pequeña de los "perros sagrados" y tiene alguna similitud con otras razas tibetanas. Por mucho de la larga e ilustre historia de China, la crianza del pequeño "perro león" fue un pasatiempo favorito de los gobernantes imperiales.

Antes del año 624 D.C., documentos muestran que estos pequeños perros fueron exportados de Malta, Turquía, Grecia y Persia, como regalo al dominio de los emperadores chinos. Se cree que el primer perro león del Tibet, del cual problablemente el Shih Tzu descendió, vino a China durante la dinastía Qing (Ch'ing) como tributo del Gran Lamas al orden del Imperio Chino.

Durante 1920 el primer par de Shih Tzu (pronunciado Shid Zoo) fue llevado a Inglaterra. Más importaciones siguieron, y la raza llegó a estar bien establecida allí. Su popularidad se propagó al continente europeo y a Norteamérica, donde éste actualmente goza de un tremendo seguimiento.

Clasificada como una raza "juguete" en USA, es un raza elegante y de pelo largo, todos los colores son aceptados, negro, negro y blanco, gris y blanco, oro y blanco, etc. Un resplandor blanco en la frente y  el extremo blanco en la cola es apreciado. El cepillado diario es esencial, requiere cuidado y atención.

La característica mas fuerte del Shih Tzu es su personalidad. Ellos son divertidos y cariñosos, para nada agresivos y un excelente compañero para niños y adultos. Es alerta, vivaz y disfruta de un buen paseo. Puede jugar por horas y no habrá día en que estos juguetones no lo haga reir. Aman mas que nada la compañia  y el afecto de la gente. Son felices entreteniendo a cualquier extraño y conceden su afecto a la persona mas cercana.

Son grandiosos con los niños. Jugarán con ellos por horas y la pregunta es: ¿Quiénes se cansarán primero, los niños o el perro?

En conclusión es un gran animal doméstico. Asi que si busca un amigo especial, no lo dudes, busque a un criador  y adopte un cachorro Shih Tzu.

El Shih Tzu Historia Apariencia Carácter Crianza

Cuidados Salud Entrenamiento Libros Nombres Juguetes

Ir arriba